No es nuevo

mundial-brasil-2014-1797212w620

Basta con hacer un poco de memoria para recordar, que justo en el semestre previo la Copa del Mundo del 2014, la escuadra de Joachim Löw mostraba ciertas debilidades defensivas, de hecho, no era el principal candidato europeo para quedarse con el título y menos en territorio sudamericano, sin embargo, la mentalidad alemana surtió efecto durante el mundial amazónico y terminó por borrar a cuanto rival se le puso enfrente, a veces subestimamos lo que un envión anímico puede proporcionar, pero no deja de ser una realidad, el hecho de que, estructuralmente, Alemania ya venía mal y se notó en cuanto volvieron al campo, posterior a levantar el trofeo de monarca mundial.