chile1El pasado viernes se dio la primera gran sorpresa en Brasil 2014, el todavía campeón España se presentó en Salvador de Bahía y fue aplastado por una juvenil Holanda de la que no se esperaba la actuación que terminó brindando. Los españoles fueron exhibidos, su juego de posesión no funcionó, se vieron lentos, con mucha separación entre sus líneas y, por si no fuera suficiente, su gran estandarte, Iker Casillas, tuvo el peor juego de su carrera. Ese mismo día, Chile, rival de grupo de holandeses y españoles, también debutó en la Copa del Mundo; tuvo veinte minutos de ensueño, mostraron todas sus armas y pusieron 2-0 abajo a la selección de Australia; con el correr de los minutos, los chilenos fueron bajando en intensidad y mostraron muchas imprecisiones, a tal grado que pudieron llegar a comprometer su primera victoria en el Mundial. Al final se llevaron la victoria por 3-1. Cierto, los chilenos mostraron un bajón futbolístico en su primer partido, pero salieron victoriosos, ellos sabían que necesitaban esos 3 puntos para encarar lo que viene, saben que se enfrentarán a una España frágil; en mi opinión, el cuadro sudamericano aprovechará esa circunstancia y terminará eliminando al conjunto ibérico; a continuación los motivos que tengo para pensar eso: