Conclusión

Tal parece que el tiempo de Weeden ha llegado a su fin y que esta semana de descanso puede ser un perfecto parteaguas para que Cassel aprenda lo fundamental del equipo y empiece a reavivar su carrera, enderezar el rumbo de los Cowboys puede ser un buen aliciente de cara a la próxima temporada, donde algunos equipos buscarán a mariscales de campo con experiencia.

El próximo partido, es dentro de 2 semanas contra los Gigantes, un equipo que se ha sobrepuesto del mal inicio; si los Vaqueros llegan a ganar, puede ser una buena diferencia de cara al final de la temporada, ya que se podrían colocar 3-0 vs su división y 3-2 vs conferencia, datos que al término le pueden dar el ansiado boleto.

Garret deberá probar a Cassel y esperar que tenga esa revancha deportiva como la que tuvo con los Jefes, ya que por el momento, Weeden ha dejado pasar la oportunidad de hacer olvidar a Romo, aunque sea por un momento.