La Defensiva

Lo malo

Las coberturas de los profundos fueron regulares y dejaron huecos detrás de la línea donde, hasta su ex-compañero Murray, logró atrapar balones en jugadas que parecían no ser de mucho peligro, al grado que logró tener 161 yardas combinadas y sólo le faltó una anotación por tierra para tener una noche redonda contra su antiguo equipo.

Sólo se pudo tener una captura de mariscal de campo y no se vio en ningún momento del partido esa resistencia como la semana pasada, inclusive, se vieron lentos y confusos cuando se venían terceras oportunidades.

La única jugada que realmente se veía controlada, se convirtió en anotación y en el peor momento, tiempo extra, con eso las Águilas salieron con una victoria que acabó por sepultar las aspiraciones de los Vaqueros que tendrán que armar una defensiva que esté a la altura de las exigencias del equipo, no sólo cada 15 días, sino cada partido.

Lo Bueno

Detuvieron al rival gran parte del primer medio, sin embargo, se les acabó el gas para la segunda mitad y qué decir del tiempo extra, por fin terminó el juego y como semanas anteriores, no se logró una victoria.