La grandeza de los clubes se mide por los trofeos importantes que consiguen y cómo los consiguen, por lo que gracias a la polémica arbitral en la ida del Ajax contra Real Madrid surgen dudas sobre la verdadera grandeza, mientras que en dicha polémica, considero que el primer gol del Ajax es bien anulado por fuera de lugar, ya que Tadic obstruye a Courtois; pero aún dudo si Lucas Vázquez recibe o no falta para anular el 1-1 holandés; por último, el gol de Asensio debió ser anulado por falta madridista en la mitad del campo.

Sin embargo, todo queda como anécdota, si es que no se gana la Copa de Europa por dichas «distracciones», pues muchos no recuerdan que Manchester City fue perjudicado ante Mónaco, Barcelona ante Juventus, después de aquel robo culé ante PSG y Roma por Liverpool, recientemente, recordando también que Salah fue lesionado por Ramos en la final anterior.

Por ello, analizaré cuáles han sido las ayudas que han tenido tanto Barcelona como Real Madrid en la Copa de Europa.

REAL MADRID Y LAS 13 OREJONAS ¿LEGALES?

La polémica inicia con las primeras cinco Copas de Europa, pues hay que señalar que el equipo merengue adquirió de manera irregular a Di Stéfano, quien no jugó mucho el año que estuvo en Barcelona, además de que la estrella argentina fue uno de los emblemas de las cinco Copas de Europa.

Pero vamos por partes, la primera Copa no contó con la participación del campeón inglés ni del Barcelona (ambos por decisión propia), equipo maltratado localmente en aquellos años en la Liga Española y que se había comprometido a jugar la Copa de Ferias. En la segunda, el Rapid Wien gracias a que uno de los directivos del Madrid, Saporta, los convenciera de jugar el partido de desempate en el Bernabéu a cambio de un buen porcentaje de la taquilla, sucumbió.

Destacar que de la segunda a la quinta edición de la Copa de Europa, Real Madrid entraba directo a octavos de final, muchas veces enfrentando a equipo fáciles, además, por reglamento, la final de la segunda Copa de Europa se disputó en la casa de los merengues, donde el árbitro pito un penal inexistente fuera del área que significó el fin de una resistencia de 70 minutos de Fiorentina, el duelo terminó 2-0 a favor del Madrid.

En la tercera Copa, recordemos el fallecimiento de varios jugadores del Manchester United en un accidente aéreo en München, eso evitaría que se encontrara con AC Milan en semifinales, quien fue derrotado por los merengues en la final, pero por más triste que sea, considero que en esta tercera Copa no hubo robo merengue, ni en la cuarta, pues Atlético de Madrid pudo impedirle el paso a la final y no lo logró.

En la quinta Copa, más allá del desgaste del Barcelona (rival en semifinales), y de decisiones polémicas en un partido que casi tenía ganado ante Nice, es destacable que Madrid jugó contra Jeunesse d’Esch de Luxemburgo, equipo formado por aficionados que trabajaban en las minas de Esch, suficiente desgaste y poca preparación como para ganarle a un equipo profesional, la sexta no tuvo mayores incidentes. Hasta aquí la primera (tengo dudas aún), segunda y quinta suman tres regalos a los merengues.

Además, hablar de la llegada de otros fichajes al Madrid con la rápida naturalización de distintos jugadores, si bien es corrupción, no está lejos de lo que hacen los grandes equipos actualmente, por ejemplo, Bayern München quien debilita cada año a sus rivales fichando a sus jugadores.

Por otro lado, la séptima se vio manchada por claro fuera de lugar, la Juventus, acostumbrada a ser favorecida en Serie A, era la afectada. La octava y novena quedan libres de culpa, el saldo hasta aquí es de cinco bien ganadas a pesar de Franco, Bernabéu y Saporta.

En la décima, muchos reclaman el tiempo excesivo de reposición, pero todos conocemos qué tan mañosos son los colchoneros para perder tiempo, además de que el gol fue antes del minuto 93; la revancha se vería manchada por un claro fuera de lugar en el gol de Ramos, pero en la misma jugada, el zaguero merengue sufre un jalón de camiseta antes del conocido fuera de lugar, penal no marcado entonces, mientras que posteriormente, Griezmann recibe un regalo no aprovechado y falla un penal ante Keylor Navas.

Finalmente, todos conocemos los últimos dos robos que sufrió Bayern München en cuartos de final y semifinales en las dos anteriores ediciones que le dieron el tricampeonato actual al club de Valdebebas. Con estas últimas cuatro Orejonas con balance de dos triunfos merecidos (ante Atlético de Madrid) y dos regalos arbitrales, el balance total son siete victorias legales que lo pondrían empatado con AC Milan y seis robos.

¿Y EL BARCELONA?

Si bien, su triunfo ante Sampdoria fue totalmente válido, en 2006, el equipo culé había ganado la ida 1-0 al AC Milan en la semifinal, en la vuelta una inexistente falta de Shevchenko sobre Puyol impedía la prórroga con el gol invalidado al ucraniano.

Todos recordamos a Ballack persiguiendo al árbitro Obrevo en Stamford Bridge en 2009 y a Drogba denunciar ante las cámaras el mayor robo de la historia de la Copa de Europa, ni Franco era tan tramposo como aquel equipo culé de 2009 en la semifinal de vuelta, al final los culés pasaron 1-1 con gol en el 95′ de Iniesta gracias al gol de visitante y al árbitro, por supuesto.

En 2011, fueron dos víctimas, la primera Arsenal, quien sufrió la expulsión de Van Persie cuando el partido iba 1-1 (3-2 global a favor del Barça), el delantero holandés no escuchó que se había marcado offside gracias al ruido del Camp Nou y se ganó la segunda amarilla por continuar el juego. Real Madrid fue la otra víctima, tras una expulsión cuestionable en la ida de Pepe y que le abrió el camino después de un cero a cero que terminó 2-0 para Barcelona, en la vuelta y con el 0-0 en el marcador, Piqué choca a Cristiano Ronaldo, quien derriba a Mascherano, y se anula un gol legítimo a Higuaín que ponía la eliminatoria a un gol del empate global para los merengues.

Finalmente, Pogba sería derribado por Dani Alves cuando el francés jugaba en Juventus, el árbitro no marcó el penal cuando el partido iba 2-1, en la siguiente jugada, Neymar marcaba el 3-1, en un partido en el que ya se le había anulado correctamente un gol al brasileño por ayudarse con la mano en la final de 2015.

CONCLUSIÓN

Mientras que Real Madrid seguiría en la cima con siete Copas de Europa, compartiendo el primer lugar con AC Milan; Barcelona tan sólo tendría una Copa de Europa, siendo inferior a equipos como Juventus, Manchester United, Porto, Benfica y Nottingham Forest, hoy en la segunda división de Inglaterra.