Tan cerca, pero tan lejos

Israel Jiménez disputa el balón frente al cuadro chileno.Desde 1998 México ha sido invitado a la Copa Libertadores por la CONMEBOL, los primeros clubes mexicanos en participar fueron las Águilas del América y las Chivas de Guadalajara. Los azulcrema únicamente lograron avanzar la fase de grupos y ser eliminados en Octavos de final, mientras que el Rebaño no avanzó de la primera ronda. Todo esto después de ganarse su lugar en la Copa Pre Libertadores.

México se ha caracterizado por estar siempre presente en torneos continentales, siendo eliminados desde el repechaje (primera ronda para acceder a la zona de grupos), hasta quedar subcampeones luego de perder dos finales, como lo hicieron Cruz Azul y las Chivas de Guadalajara.

Desde el primer gran éxito de las Águilas del América siendo el primer equipo mexicano semifinalista, hasta aquella final en donde las Chivas fueron superadas por el Internacional de Porto Alegre, dando con firmeza el primer paso, pero titubeantes para dar el cierre definitivo. Futbolísticamente los clubes mexicanos han estado muy cerca de lograrlo no una, sino varias ocasiones pero fallando en momentos clave, en donde no creen poder lograrlo sin antes intentarlo.

El más claro ejemplo fue el planteamiento de Tigres de la UANL en el repechaje de la Copa Libertadores del 2012 frente a la Unión Española de Chile, en donde presentó un 11 inicial plagado de suplentes y fueron eliminados de aquella edición con un marcador global de 3-2, teniendo un campeonato nacional vigente en sus vitrinas y un cuadro titular lleno de jugadores con experiencia en un gran nivel.