1959-1960

Tras no poder obtener el título de Liga, la directiva del Real Madrid decide cesar al técnico Luis Carniglia, en su lugar llegaría Miguel Muñoz ex jugador y capitán en la obtención de las primeras tres copas de Europa de la entidad merengue. Así empezaría una nueva Copa De Europa con un Real Madrid renovado y con un nuevo y flamante refuerzo, el Húngaro, Ferenc Puskás.

Posiblemente una de las copas más recordadas por los aficionados «merengues» pues eliminaron al odiado rival, el FC Barcelona, no solo lo eliminarían de la competencia, si no que humillarían por un marcador de 6 a 2 global a los culés, uno de los partidos más recordados por los dos equipos. Así llegaría el Real Madrid al Hampden Park en Glasgow, Escocia para enfrentar al sorpresivo, pero desconocido Eintracht De Frankfurt, proveniente de Alemania. El partido sería un día de campo para el Real Madrid. El cotejo acabó con un marcador de 7 a 3 con cuatro coles marcados por Ferenc Puskás y 3 anotados por el ya símbolo y estandarte del equipo blanco, Alfredo Di Stefano. Esta fue la última copa de europa conseguida por el mítico Di Stefano.