Héroes: Mateus Uribe – América

Para mi, de los mejores futbolistas, no sólo del América, sino de la Liga entera. Mateus ha dominado el mediocampo azulcrema y eso quedó bastante claro en el duelo ante Pumas, no sólo por los goles anotados, sino por la solidez que muestra el colombiano tanto a la defensiva como hacia adelante. Es más, me parece que en la vuelta, donde América lució más gris, Mateus fue el más lúcido, dándole una cuota de calidad e intuición a cada balón que tocaba.

La verdad, llegó sin muchos reflectores y está siendo de los mejores refuerzos de la temporada, y una de las claves si América llega a conseguir el título esta temporada. ¿Cómo estarán en Tigres después de dejar escapar su fichaje?

Héroes: El plantel de Santos

Podrán decir que fue más sorpresa el pase de Xolos que el de Santos, que ya había mostrado buenas sensaciones en alguna parte del torneo, pero caray, estaban frente al Campeón actual, un lobo de mar en las liguillas y con una racha bastante mala en las últimas semanas, y para acabarla, se quedan con 10 hombres en la vuelta, estando aún abajo del marcador. Con todo en contra, Santos evocó las ocasiones anteriores donde ha dejado a Tigres en el camino y terminó por eliminarlos en una tarde épica en la cancha del Corona.

Las últimas dos veces que Santos dejó en el camino a Tigres fue campeón, ¿será? Por lo pronto, este equipo no sólo demostró tener poder ofensivo, sino un hambre de triunfo indomable, misma que deberán trasladar a las semifinales y darle la estocada al equipo de Azcárraga, en pocas palabras, demostrar lo que no pudieron en el torneo de liga.

Villanos: Equipos regios

El megafracaso de la temporada se quedó en Nuevo León, y justo cuando ya se comenzaba a hablar de una nueva final regia.

Empezamos con Rayados, equipo que jamás terminó por asimilar la debacle del Apertura 2017 y deambuló por este torneo con un rostro verdaderamente gris, mismo que vimos ante Xolos, y no sólo en la vuelta, desde la ida nos quedó a deber y terminó costando caro.

Del otro lado del ring, Tigres, sin ganas de nada, queriendo escudarse en lo hecho en la ida. Si bien dos goles eran buen colchón, el no haber tenido un torneo de liga decente y quedar abajo en la tabla era un handicap importante, y al final, terminó siendo definitivo. Por cierto, no quiero dejar de lado a los villanos del villano, o sea, Nahuel Guzmán y Gignac. El primero haciendo una de sus clásicas «Nahueladas» en el gol, y el francés dejando ir el gol que mataba toda aspiración lagunera; hoy ambos se van de vacaciones a ver el resto de la Liguilla.

Villanos: Defensiva Pumas

Tranquilamente pude haber cocinado a Saldivar por la barbaridad que cometió en la ida con el penal, pero caray, no se salva nadie del papelón que dieron ante su gente en C.U., demostrando que no estaban en mood de liguilla y seguían en su mediocre realidad, siendo uno de esos equipos que «ya la armó» entrando a la siguiente ronda, pero caray, hay maneras de irse eliminado.

El inicio de ambos partidos dejó bastante claro lo despistada que venía la primera línea conformada por Arribas y Quintana, que lució terriblemente desconcentrada, permitiendo goles del rival antes del minuto 5 de ambos cotejos. Pero a ver, me están diciendo que no les quedó claro lo que pasó en la ida y lo replicaron en el Azteca, ¡caramba!

En fin, ya ni para que hacer coraje, Pumas fue una montaña rusa durante todo el torneo regular y vino a la Liguilla por el simple hecho de que los demás equipos -llámese Pachuca- no hicieron su chamba, ya que no traía nivel de Liguilla.