En tan solo 12 fechas, la tabla de la Serie A en Italia marca un panorama que luce desolador para 19 equipos de la competición: la Juventus se encuentra a 6 puntos del segundo lugar (Napoli).

Y si bien la cantidad de puntos no es tan abrumadora como la que, por decir, se vive en Francia -donde el PSG ya le saca 13 puntos al segundo lugar- son las formas las que comienzan a dar a entender que esta liga ya está ganada por la Vecchia Signora.

No es para menos. Pese a haber ganado los últimos 7 títulos de liga disputados, los Bianconeri lucen más fuertes que nunca.

Solidez en todas sus líneas

Línea por línea, la Juve posee el mejor plantel del Calcio. De entrada, la que parecía ser su zona más frágil, la portería -principalmente por la salida de Buffon-, es hasta ahora una de sus principales fortalezas, pues Szczęsny es el arquero que menos goles ha recibido en el torneo (8 en 12 partidos).

Por su parte, la zaga defensiva sigue siendo, por mucho, una de las mejores del mundo -la mejor para un servidor-, contando con el regreso de Bonucci y la presencia del ya legendario Chiellini. Por las bandas, Alex Sandro y Joao Cancelo se cansan de integrarse al ataque sin descuidar sus labores defensivas.

Miralem Pjanic encabeza el mediocampo, acompañado casi siempre de Matuidi por izquierda y el joven uruguayo Bentancur por derecha. Tres volantes polivalentes que atacan igual de bien que lo que defienden cuando es necesario.

Finalmente, su ya importante delantera experimentó un salto de calidad con la llegada de Cristiano Ronaldo, uno de los únicos dos jugadores en el mundo -¿y la historia?- que han mantenido el mismo nivel durante la última década.

El factor CR7

“Cristiano ha dado sentimiento de responsabilidad al equipo”, aseguró Massimiliano Allegri cuando fue cuestionado sobre la adaptación del astro portugués.

CR7 no solo ha colaborado con goles (8 hasta el momento en liga), también ha impregnado al resto de sus compañeros de esa aura ganadora que lleva consigo a donde quiera que va.

El nacido en Madeira ya comenzó a figurar en la historia del club italiano, al convertirse en el primer futbolista que desde el año 1958 marcó 7 o más goles en sus primeros 10 partidos.

¿Rivales a la vista?

Tras 12 fechas, los únicos equipos que han demostrado ser una posible amenaza para impedir que la Juve se lleve su octava liga de forma consecutiva son dos: Napoli e Inter.

Los dirigidos por Ancelotti no son muy diferentes de lo que han venido mostrando en las últimas temporadas: una escuadra que juega bien al balón pero que, al final, se queda corto en cuanto a plantilla se refiere para encarar las partes importantes del campeonato.

Por su parte, el Inter -liderado desde hace un par de años por un impresionante Mauro Icardi- ha demostrado hasta el momento ser un equipo de altibajos muy marcados, que puede lo mismo ganar ante la Lazio y el Milan, pero perder ante conjuntos como el Atalanta o el Sassuolo.

¿Liga definida?

Si la Juventus ya no tenía rival en la liga italiana en las últimas campañas, la llegada de Cristiano y el envión anímico que supuso su arribo hacen aún más marcada la diferencia de calidad con las otras 19 plantillas.

La única pregunta válida no es si habrá un equipo que le pueda competir la liga a la Vecchia Signora, sino cuándo perderá el invicto, o si es que logrará coronarse sin perder de nueva cuenta, repitiendo la hazaña que logró en la temporada 2011-12. Así que, podemos dar por terminada la Serie A, no hay más.