Pep Guardiola, considerado uno de los mejores directores técnicos de la historia, no deja de sorprender. En el partido Bayern Munich vs Manchester City por la Jornada 1 de la UEFA Champions League, el estratega volvió a mover sus piezas de llamativa atención.

Los bávaros manejaron durante el primer tercio del partido con un 5-2-3. Bernat y Rafinha como carrileros, Jérôme Boateng de líbero, Benatia como stopper por derecha y David Alaba como un «falso stopper por izquierda». La contención estaba a cargo de Xabi Alonso y Lahm. Adelante como extremo derecho Muller, por izquierda Gotze (un poco más retrasado que Thomas) y en el centro Lewandowski. Profundizando en la posición del austriaco, cuando el equipo atacaba y David subía para convertirse en un interior, era  Alonso quien ocupaba su sitio en la zaga para convertirse en el pase de salida del equipo.

 

Jérôme vive un gran momento y se ha convertido en el líder de la defensa en la línea de 5, posición que en un principio estaba destinada a Javi Martínez (lesionado).

Jérôme vive un gran momento y se ha convertido en el líder de la defensa en la línea de 5, posición que en un principio estaba destinada a Javi Martínez (lesionado).


Alrededor del minuto 30, el conjunto alemán modificó su parado a un 4-3-3, dejando fijo a Alaba como un interior por izquierda y al capitán Philipp Lahm como interior por derecha, dejando a Xabi Alonso como el único contención.

Con un gol en el último minuto, Pep Guardiola logró ganarle la partida a Manuel «Ingeniero» Pellegrini para así llevarse 3 vitales puntos en el grupo de la muerte de esta temporada en la UCL.

Algunos aspectos claves son:

El mediocampista español parece que lleva años en el club. Rápidamente se ha convertido en el soporte de la escuadra e intuye muy bien los movimientos de sus compañeros.

El mediocampista español parece que lleva años en el club. Rápidamente se ha convertido en el soporte de la escuadra e intuye muy bien los movimientos de sus compañeros.

El experimento de Philipp Lahm como mediocampista que inició el año pasado, le ha permitido ser un un futbolista más completo y al equipo se le abren más variantes.

El experimento de Philipp Lahm como mediocampista que inició el año pasado, le ha permitido ser un un futbolista más completo y al equipo se le abren más variantes. El teutón de 30 años inició como lateral (puede hacerlo por ambas bandas, fue adaptado a la contención, y ahora es probado como interior).

David Alaba, un elemento que vale por 3 o 4. Puede desarrollarse como lateral, carrilero, interior y central, gracias a su gran lectura de juego y excelente técnica individual.

David Alaba, un elemento que vale por 3 o 4. Puede desarrollarse como lateral, carrilero, interior y central, gracias a su gran lectura de juego y excelente técnica individual.

El "falso defensa central por izquierda" y el "falso líbero".

El «falso defensa central por izquierda» y el «falso líbero».