Durante los últimos años, hemos vivido muchísimos de estos encuentros. A diferencia de la paridad que se vive en la conferencia Nacional, la Americana cuenta con solamente dos estandartes que suelen, temporada a temporada, cumplir con las expectativas y llegar lejos.

Casualmente se enfrentan entre ellos este fin de semana pero la rivalidad seguirá más allá hasta que haya un solo monarca en la AFC.

Steelers

No me queda ninguna duda que este es el equipo más talentoso que hay en la NFL, en cada unidad del equipo a la que nos pongamos a ver, habrá talento.

Poseen la ofensiva más explosiva de la NFL. Le’Veon Bell, a mi juicio, debe competir por el jugador más valioso de esta temporada, el “gameplan” de los Steelers se centra en un 70% en lo que hace Bell. Ya vimos la temporada anterior que cuando el RB no forma parte de esta ofensiva se cae a pedazos. Desde luego Antonio Brown merece mención honorifica ya que está jugando a un nivel superior en la posición de WR; tener a estas dos armas le brinda un sin-número de opciones, tanto al OC Todd Haley como al QB Ben Roethliesberger, de diseñar y llamar la jugada perfecta para hacer daño.

Para que Pittsburgh siga en plan grande, el Big Ben deberá ser cuidadoso con el balón, la línea ofensiva es muy talentosa y le han brindado excelentes bolsas de protección para trabajar cómodamente. Sin embargo, la naturaleza de Roethliesberger es alargar la jugada y en ocasiones tomar decisiones exageradamente arriesgadas, esas cuestiones vienen en el paquete de tener un QB como él.

A la defensiva, perder a su líder el LB Ryan Shazier, ha sido un duro golpe. Su intensidad y reconocimiento de jugadas es irreemplazable, sin embargo el interior de la línea defensiva es el que le ha rendido excelentes frutos a esta unidad. Stephon Tuitt, Javon Hargrave y Cam Heyward no tienen el reconocimiento que deberían, son excelentes jugadores con una constancia increíble en su accionar. En la secundaria han tenido lesiones que limitan la profundidad de esta unidad, sin embargo ver jugar a Sean Davis es un espectáculo, los instintos que tiene para estar siempre cerca del ovoide son grandiosos, sin dejar de lado que es un golpeador tremendo.

Patriots

Los Patriots vienen de una actuación dudosa ante los Miami Dolphins en la que fueron dominados brutalmente por el conjunto de la Florida. Sin embargo no es momento de prender las alarmas y dudar de la capacidad de los dirigidos por Bill Belichick. Cualquier equipo tiene malos partidos y cualquier coach tiene malos planteamientos.

A la ofensiva, New England sigue contando con Tom Brady y mientras eso suceda ellos estarán en la contienda por cosas importantes. Recientemente añadieron a su cuerpo de receptores al WR Kenny Britt, quien tiene un talento inmenso pero que lamentablemente no ha podido explotar en los diversos equipos en los que ha formado parte. Ojo con este WR en el futuro con este equipo que suele revivir carreras.

Para desgracia de las defensivas rivales tendrán de regreso al “match-up” más letal en la liga, Rob Gronkowski. Su retorno significa un alza tremenda en el nivel de ofensiva; abre espacios con su sola presencia al resto de sus compañeros y le brinda a Brady una mejor idea de lo que presenta la defensiva antes de la jugada con las asignaciones de la secundaria.

En el juego terrestre tienen un comité bastante versátil en Rex Burkhead, James White y Dion Lewis. Semana a semana plantean diferentes esquemas en los cuales los tres se verán envueltos, en algunas ocasiones cierto RB con mayor carga, pero siempre utilizando las facultades de los tres.

En la defensa, también han tenido bajas importantes, Kyle Van Noy y Trey Flowers no participaron en el partido anterior. Sin embargo con su retorno, recuperan al mejor pass rusher del equipo y al jugador con más tacleadas del mismo. Stephon Gillmore y Eric Rowe han jugado a gran nivel, pero el héroe del Super Bowl ante Seattle, Malcolm Butler ha sido la principal vulnerabilidad de este equipo, las ofensivas rivales han atacado constantemente la esquina protegida por Butler con excelentes resultados.

¿Por quién apostar?

Aún es temprano para saber quién se quedará con la conferencia americana, sin embargo, el juego que veremos en Pittsburgh es vital para las aspiraciones de ambos equipos. El representante al Super Bowl de esta conferencia normalmente es quien consigue recibir todos los juegos de playoffs en su casa. Los Steelers tienen la oportunidad de asegurar su descanso en la primer semana de los playoffs, y alejarse a dos partidos de los Patriots.

A pesar de que pienso que los Patriots siguen siendo el rival a vencer en esta conferencia, veo complicado que la defensiva le pueda seguir el ritmo a la explosividad de Bell y Brown, así que veremos un juego parejo pero de muchos puntos, en el cual el talento se sobrepondrá a la preparación y los Steelers saldrán victoriosos.

Nunca es fácil apostar en contra del QB más ganador en la historia, pero los Steelers suelen jugar al nivel de su rival y en esta ocasión espero una gran actuación de su parte y que así se encaminen a ganar la Americana.

Pick Gurú: Steelers